MSc. CLAUDIA QUIRÓS VARGAS: La Plataforma Universitaria y el Fortalecimiento de las Culturas Populares

MSc. Claudia Quirós Vargas, durante una de sus lecciones en la Escuela de Historia de la Universidad de Costa Rica

Ponencia de la MSc. Claudia Quirós Vargas (*)

“La cultura y su historia, sólo es posible abordarlas en clave histórica; es decir, que sólo pueden ser vistas en términos de su invención o construcción científica y/o social”.

Deseo que este “Cuarto Congreso Nacional de las Culturas Populares de cara al Nuevo Milenio: retos y acciones” sea un referente para el debate y la discusión acerca del derecho de las Culturas Populares a contar con espacios reales y permanentes de reconocimiento, tanto en la definición y la redefinición de ellas, como en la afirmación de un esfuerzo por mantener el diálogo abierto con el pasado, junto con la esperanza de consolidar una sociedad costarricense diversa, plural y multicultural, que además posibilite la convivencia intercultural.

Sobre la base de estas consideraciones, ya no se puede hablar de culturas superiores y culturas inferiores; sencillamente, existen culturas distintas y ninguna puede ser medida en su verdad con parámetros de otras culturas.

Desde esta perspectiva, es dable subrayar que la actividad cultural es histórica y social. Asimismo, quela Cultura Popular, como concepto dinámico -además de plural y abierto- debe ser receptivo a la innovación y al cambio, a la revisión y actualización, incorporando nuevos elementos que lo renueven adaptándolo a un mundo en constante transformación.

Paralelamente, el reconocimiento de las Culturas Populares supone que los sectores sociales populares, en un proceso de elaboración colectiva, sean los protagonistas en la construcción y la difusión de sus propias culturas.

Revalorizar y revitalizar estos aspectos, además de consolidar a las Culturas Populares como emblemáticas en la defensa de las identidades colectivas, por lo demás, facilitará el establecimiento de formas y estrategias de cambio social y económico.

Primero como ciudadana y, posteriormente, como historiadora/investigadora de la Universidad de Costa Rica (U.C.R.), he incursionado el tema: Historia y Culturas Populares.  Precisamente, mi participación en este Congreso tiene como objetivo compartir la experiencia lograda y, fundamentalmente, evidenciar cómo en el marco institucional de las Municipalidades, el Ministerio de Cultura, Juventud y Deportes (M.C.J.D.) y de la Universidad de Costa Rica, podemos contribuir a que las comunidades y/o grupos organizados de las áreas marginales, reivindiquen su derecho, tanto a descubrir como a construir y a desplegar su propia cultura.

Desde hace catorce años, me incorporé a la Asociación de Cultura del Cantón de Esparza, como parte de esta clase de entidades independientes promovidas por el Ministerio de Cultura, a través de la Dirección General de Cultura, en el ámbito nacional; y que, precisamente, se han desarrollado con gran éxito en varios cantones de Guanacaste.

Nuestra agrupación fue registrada como “Asociación para el Rescate y Desarrollo de la Cultura del cantón de Esparza”, asumiendo como premisa que la actividad cultural es tanto histórica como social.

Mes de la Esparzaneidad, Símbolos Cantonales de Esparza y más

Desde este punto de vista, y con el apoyo de los diputados de la región, del Concejo Municipal y de la comunidad, se logró que -mediante Decreto Ejecutivo- diciembre fuera declarado “Mes de la Esparzaneidad”, durante el cual se desarrollan actividades para destacar y celebrar que la antigüedad de la Ciudad del Espíritu Santo (cabecera del cantón) data de 1574.

Se coadyuvó a incrementar el imaginario simbólico con el diseño de la Bandera y del Escudo y la escogencia de la canción Tardes Esparzanas como Himno del Cantón y máxima expresión del ritual identitario por su contenido poético (responsabilidad que estuvo en manos de esta servidora, en lo conceptual, así como del Prof. Marco Fco. Rojas Ramírez, mejor conocido como Marco Fco. Soto Ramírez, en lo conceptual y gráfico, también).

Con el propósito de preservar el patrimonio histórico-arquitectónico, se consolidaron ocho declaratorias patrimoniales, entre las cuales destacan los edificios de la Escuela Arturo Torres Martínez, la Casa de la Cultura y el Cementerio; además, en el ámbito ferroviario: los Túneles de Cambalache y Miraflores, junto con la Estación de Caldera.

Para la comunidad regional fue de gran regocijo y orgullo que “Ñor Antenor” –en la persona de su creador e intérprete, profesor Marco Francisco Rojas Ramírez (conocido como Marco Fco. Soto Ramírez)- fuera declarado “Personaje Típico Cultural del Cantón”.

Como trabajadora ad honorem de las culturas populares y, propiamente, en el ámbito de la gestión cultural, he de relatar con gran satisfacción que en el inmueble que alberga a la Casa de la CulturaJuan Bautista Matamoros”, se han acogido cantautores, grupos corales, artistas, artesanos(as), intérpretes, escritores, rezadores, conjuntos y coreógrafos(as), entre otros, lo cual ha fortalecer considerablemente la identidad colectiva. También se han realizado exposiciones y ventas de artesanías, y se ha recibido a algunos grupos de turistas nacionales y extranjeros.

Trascendiendo la esfera de lo estrictamente cultural, el pueblo –a la cabeza de la Asociación Cultural y la Fundación Coyoche– ha protagonizado acciones en defensa del patrimonio territorial, de la biodiversidad y de la soberanía, particularmente cuando el gobierno de la República pretendió convertir un sector de nuestro territorio en basurero nacional.

Labor Docente e Investigativa

En el marco institucional de la Universidad de Costa Rica, como docente de la Escuela de Historia e investigadora del Centro de Investigaciones Históricas de América Central, he tenido la oportunidad de abordar el tema: “Historia y Culturas Populares” mediante tres vías:

1. En proyectos de investigación relacionados con la provincia de Guanacaste y un sector del Pacífico Central. Aunque es una actividad académica, tanto por la temática que hemos complementado con el trabajo de campo, los aspectos investigados se relacionan con la historia y las culturas populares:

1.1. Las Cofradías indígenas en el Corregimiento de Nicoya, una contribución a la historia popular.

1.2. Las Obras Pías en el Pacífico Norte.

1.3. Los Diezmos en el Pacífico Norte, durante el siglo XVIII.

1.4. La primera estructuración colonial de la Villa de la Purísima Concepción de Rivas y su proyección en la segunda configuración del Pacífico Norte costarricense: surgimiento y consolidación de la sociedad guanacasteca.

1.5. Evolución político-territorial del Pacífico Norte, hasta su configuración como provincia de Guanacaste, régimen de propiedad territorial y vías naturales de comunicación: 1519-1848.

En el curso de estas investigaciones, específicamente a raíz del trabajo de campo, surgieron algunas actividades, las que al contar con la participación destacada de las comunidades, se desarrollaron con gran suceso.

Desde 1996, nos contactamos con el Comité Cultural de Cañas y, por medio de éste, con la Municipalidad. A raíz de este acercamiento, surgieron y se consolidaron dos eventos fundamentales:

a) La Cabalgata de la Guanacastequidad, cuya primera versión se llevó a cabo con gran éxito el segundo domingo de mayo de 1997, y se ha venido celebrando en el transcurso de los últimos siete años en forma ininterrumpida.  De este modo, se ha consolidado dicha Cabalgata como actividad fundamental de la cultura popular regional, porque en la realización de sus siete versiones han sido homenajeados los personajes más emblemáticos del cantón, tales como: arrieros, sabaneros, cocineras de las haciendas, artistas, artesanos y líderes comunales, entre otros.

b) El segundo evento se refiere al conocimiento de la existencia de un farallón (pared de piedra) de 50 metros de longitud por 30 de altitud, cubierto de petroglifos, ubicado en las márgenes del río Cabuyo, afluente del río Corobicí, en la Finca “Las Lomas”, de Sandillal, Cañas, propiedad de la familia López Monge.  Mediante gestiones nuestras, así como de los propietarios, del Comité Cultura y de la Municipalidad, este complejo arqueológico denominado Monumento “El Farallón” fue declarado Patrimonio Histórico Arquitectónico de Costa Rica, mediante el Decreto número 27489-C del 17 de diciembre de 1998. Lo interesante es que la familia López Monge aprovechó esta coyuntura para crear una Fundación y desarrollar un Proyecto Ecoturístico, que ya ha empezado a recibir turistas -de todas las edades- nacionales y europeos.

Siempre en el contexto de los proyectos de investigación, y durante las giras de reconocimiento del Camino del Arreo -además de reproducir en un mapa esta histórica vía de comunicación-, tuvimos la oportunidad de visitar la también histórica Hacienda “El Jobo” que, pese a su declaratoria de Patrimonio Histórico, estaba casi en ruinas.

En el informe respectivo -ilustrado con fotografías-, presentado ante el Consejo Científico del Centro de Investigaciones Históricas de América Central, detallamos la lamentable situación de este inmueble y la urgencia de tomar medidas para evitar su pérdida definitiva.  El Dr. Víctor Hugo Acuña, en ese entonces director del Centro de Investigaciones, inició una campaña para rescatar la casona de la Hacienda “El Jobo”, junto con sus corrales de piedra y terrenos aledaños.

Dichosamente, sus inquietudes tuvieron eco en la persona del empresario Mario Ossembach, quien adquirió tal propiedad realizando una fuerte inversión económica. Dicha casona fue restaurada siguiendo los lineamientos correspondientes; proceso que culminó oficialmente con la reinauguración, exposición y actos afines, celebrados el año pasado en la sede del Museo Histórico “Juan Santamaría”, en Alajuela.

2. La segunda vía se concretó por medio del Seminario “Historia y Culturas Populares”, que he venido dirigiendo durante siete años en la Escuela de Historia (U.C.R.); comprendiendo en su diseño una parte teórica y otra fundamentada en prácticas de campo, que incluye giras y trabajo de campo, culminadas con una investigación relacionada con el tema; actividades generalmente realizadas en la provincia de Guanacaste.

Precisamente en una de esas investigaciones, dos estudiantes diseñaron un proyecto sobre grupos intérpretes de música popular bailable, basándose en la Marimba Orquesta “Maribel”, cuyos integrantes son vecinos de Santa Bárbara, uno de los muchos pueblos maravillosos del cantón de Santa Cruz.

Se ponderó su trayectoria artística de más de cuarenta años amenizando bailes, así como su repertorio, la maestría de sus ejecutantes y, especialmente, el rescate de la marimba como instrumento típico identitario de la región. Luego de tales consideraciones, se decidió gestionar su declaratoria como Patrimonio Cultural; hecho concretado mediante el Decreto No. 25-67-C, rubricado por el Ministro de Cultura y el Presidente de la República , y publicado el 25 de julio de 1997.

3. El tercer medio que me ha facilitado el acceso al tema que venimos analizando, se refiere a los Proyectos de Extensión Docente de la Vicerrectoría de Acción Social (U.C.R.), desde hace siete años bajo mi cargo.

Las actividades realizadas a través de estos proyectos, se han desarrollado en los cantones de Esparza, Cañas, La Cruz y el pueblo de Pilas de Cangel, enfatizando siempre el tema de la “Historia y Culturas Populares”, pero con la participación de las comunidades y de sus grupos organizados, a fin de que permitirles autodescubrir la índole de sus raíces y revalorizar su propia historia, incluyendo la identificación de sus líderes populares, su patrimonio paisajístico y la biodiversidad circundante.

En relación con los cantones de Esparza y Cañas, hemos mantenido una estrecha relación con sus Municipalidades y sus Comités de Cultura.

Una de las actividades más importantes y significativas que hemos desarrollado por medio de Extensión Docente, es el haber instituido el homenaje póstumo en recordación de Gil Tablada Corea, líder campesino asesinado en El Jobo, jurisdicción de La Cruz , el 18 de noviembre de 1970.

Para la realización de esta efeméride, desde 1997, un numeroso grupo de estudiantes y funcionarios de la Universidad de Costa Rica, solemos trasladarnos hasta la Colonia Agrícola “Gil Tablada”, y en la escuela de la localidad participamos, junto con los escolares, personal docente, vecinos y ex compañeros, en una Misa Campesina en memoria de Gil Tablada, declarado “Líder Campesino Latinoamericano”.

En la comunidad de Pilas de Cangel, luego de varias reuniones en las que se involucraron diferentes personas, incluyendo al sacerdote de la localidad, así como a un historiador, un ingeniero civil y una arquitecta -funcionarios del Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural (M.C.J.D.)-, logramos que por unanimidad se aprobara la restauración de la Ermita; naturalmente, utilizando recursos aportados por miembros de esa localidad.  Dicha restauración se encuentra muy avanzada, existiendo gran entusiasmo en la comunidad, con miras a que posteriormente este inmueble sea declarado patrimonio histórico arquitectónico.

Paralelamente, hemos venido trabajando en la realización de entrevistas con las personas de mayor edad, utilizando la historia oral para escribir conjuntamente la historia de Pilas de Cangel, cuya existencia como “pueblo de indios”, se registra documentalmente desde 1523.

Para finalizar, reitero que con esta participación no aspiro a destacar únicamente los logros obtenidos, en cuya consecución he asumido el papel de agente o intermediaria entre la Universidad de Costa Rica, el Ministerio de Cultura, Juventud y Deportes, las comunidades organizadas y sus Municipalidades respectivas.

No obstante, como corolario de mi intervención, deseo agregar lo siguiente:

1. Que en mi caso particular, ha sido fundamental el abordaje de las Culturas Populares por medio de la Historia.

2. Que los docentes-investigadores debemos aprovechar al máximo los recursos disponibles en la Universidad de Costa Rica para proyectar, como corresponde, a nuestra institución en las áreas marginales de la geografía costarricense.

3. Que el quehacer y las manifestaciones de las Culturas Populares sean también valoradas y remuneradas en términos económicos para dignificar a sus actores/intérpretes y darles el lugar que merecen dentro del contexto de la cultura nacional.

******************************

( * ) MSc. Claudia Quirós Vargas

  • Investigadora, Catedrática de la Escuela de Historia de la Universidad de Costa Rica
  • Premio Nacional de Historia “Aquileo J. Echeverría” 1991
  • Hija Predilecta del Cantón de Esparza (2000)
  • Presidente de la Asociación para el Rescate y Desarrollo del Cantón de Esparza.
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s